Browse By

Efectos Secundarios de la Anestesia General

En este artículo, veremos un resumen de qué esperar y cómo prevenir algunos efectos secundarios de la anestesia general que pueden ser potencialmente desagradables.

Efectos Secundarios de la Anestesia General

Efectos secundarios de la anestesia

Efectos secundarios de la anestesia

Efectos Secundarios vs Complicaciones

Antes de continuar, será mejor diferenciar “efecto secundario” de “complicación.” Un efecto secundario es un resultado molesto y quizás desagradable que acompaña el efecto deseado de un tratamiento. Sin embargo, los efectos secundarios generalmente no causan ningún daño permanente. Por ejemplo, ganar peso es un efecto secundario de algunas medicaciones. Cuando usted deja la medicación, sin embargo, el aumento de peso generalmente desaparece.

Una complicación, por otro lado, es un resultado indeseable de un tratamiento que causa daño al paciente. Las complicaciones son a veces evitables y otras no, dependiendo de las condiciones pre-existentes y otros factores.

Qué es la Anestesia General

La anestesia general es la anestesia que se usa con más frecuencia en las cirugías. La anestesia general lo coloca en un sueño profundo para que no siente ningún dolor o tenga conciencia de lo que sucede. Debido a que la anestesia general involucra medicina intravenosa e inhalada para inducir y mantener el estado inconsciente, no es una sorpresa que esté asociada a efectos secundarios, y menos comúnmente, complicaciones. Dado a los cambios significativos inducidos por estas poderosas medicaciones, aunque, el registro de seguridad de la anestesia general es particularmente impresionante.

Aunque su seguridad y eficacia es notable, los efectos secundarios a menudo son inevitables. La mayoría de las personas experimentan una o más de lo más comunes efectos de la anestesia.

Lista de Efectos Secundarios de la Anestesia General

Efecto secundario #1: Dolor o picazón en la garganta

Muchas personas reportan picazón o dolor de garganta después de la anestesia. Este efecto secundario es a menudo el resultado de los esfuerzos del anestesiólogo para supervisar y regular su respiración cuando está anestesiado. Algunos clientes anestesiados son capaces de respirar solos mientras que otros requieren un poco de intervención. Además, hay ciertas cirugías, particularmente en el abdomen o pecho, que requieren que los músculos utilizados para respirar se relajan y no se contraigan. En esos casos, definitivamente necesitará apoyo externo para seguir respirando.

Para ayudar a que respire o controlar su respiración, el anestesiólogo puede elegir varios métodos.

Tubo de respiración. Este es el método más común para las cirugías de pecho, abdomen, cerebro y otras cirugías mayores. El médico deslizará un tubo endotraqueal entre las cuerdas vocales y dentro de la tráquea después de que esté inconsciente. Aunque esto es un procedimiento usualmente fácil y gentil, la parte posterior de la garganta y la tráquea son áreas súper sensibles. Como resultado, la inserción del tubo a menudo causa dolor de garganta. Usualmente dura un día o dos y se puede aliviar con pastillas y agua fría, y luego generalmente se resuelve solo.

Tubo de respiracion

Tubo de respiracion

Vía aérea con mascarilla laríngea (VAML). Esta es una suave máscara de goma echa para caber en la parte posterior de la garganta. Hay una apertura que para que el oxígeno pase que está sobre la entrada de la tráquea. La VAML permite que usted respire por su cuenta y puede ser usado para cirugías en áreas fuera de las cavidades del cuerpo. La VAML puede estar asociada con una baja incidencia de, dolor de garganta de baja severidad, pero el dolor de garganta ocurre muy pocas veces (Nota: Aunque la VAML suena mejor, hay algunos factores que la hacen menos deseable que un tubo endotraqueal, como si usted tiene reflujo ácido. Debido a que la tráquea no está tapada del esófago, como lo está con el tubo para respirar, el ácido podría potencialmente entrar a los pulmones si tiene esta enfermedad. Igual que, los pacientes obsesos podrían encontrar más difícil obtener suficiente oxigeno bajo la influencia de drogas anestésicas. Así que si su anestesiólogo debe usar un tubo para respiración usualmente hay una razón médica para hacerlo.)

Independientemente del aparato para respirar utilizado, el oxígeno y los gases anestésicos secan la mucosa de la garganta contribuyendo a la sensación dolorosa y picosa.

Efecto secundario #2: Náuseas y vómitos postoperatorios (NVPO)

Uno de los más temidos efectos secundarios de la anestesia general son las náuseas seguidas de vómitos. Es un efecto secundario tan frecuente que tiene su propio nombre: náuseas y vómitos postoperatorios, o NVPO. Las náuseas son causadas de alguna manera por como la anestesia afecta al centro del cerebro y el sistema gastrointestinal.

Los pacientes con las siguientes características son más propensos a NVPO:

  • Mujeres.
  • Jóvenes.
  • No fumadores.
  • Una historia de cinetosis
  • Una historia personal o familiar de NVPO.
  • Las cirugías más propensas a causar NVPO incluyen:
  • Cualquier cirugía de más de 30 minutos.
  • Cirugías abdominales y ginecológicas.
  • Cirugías del oído, nariz y garganta.
  • Cirugías laparoscópicas.
  • Cirugías de senos.
  • Cirugías oculares.
  • Algunas cirugías ortopédicas.

Esta lista puede parecer incluir todo tipo de cirugía. Incluso en los pocos tipos de cirugías no incluidas, hay factores adicionales inevitables como el uso de narcóticos y medicaciones de gas que contribuyen al NVPO. Así que si no podemos cambiar ninguno de estos factores de riesgo ¿qué podemos hacer sobre este efecto secundario particularmente desagradable?

Cómo prevenir las NVPO

Pacientes

Hable con sus doctores. Siga instrucciones pre-operatorias sobre qué no comer. Comente a su anestesiólogo o a su enfermera pre-operatoria sobre sus factores de riesgos (de todas forman preguntarán probablemente). También asegúrese de seguir las instrucciones post-operatorias al pie de la letra.

Efectos secundarios de la anestesia general

Efectos secundarios de la anestesia general

Bandas de alivio de acupresión. Algunas personas dicen que han sido ayudadas por las bandas de alivio de acupresión que se venden sin receta médica. Traiga uno con usted y solicite que se le aplique tan pronto como sea seguro (generalmente después de la cirugía, pero a veces antes).

Comience lento y con calma. Cuando llegue a casa, incluso si siente hambre, comience a comer lentamente. Empiece con alimentos suaves fáciles de digerir. Coma pequeños bocados cada vez—y espera ver cómo se siente antes de probar alimentos más difíciles de digerir.

La dieta líquida. Algunas personas prefieren apegarse a dietas liquidas por el primer día después de la anestesia. Si tiene una cirugía abdominal o gastrointestinal, su dieta será restringida por orden del cirujano y avanzará según su discreción.

Jengibre. Esta hierba es recomendada a menudo como otro aliviador de náuseas de venta libre. Siga las instrucciones post-operatorias también.

Anestesiólogos

Medicaciones preventivas. Podemos otorgar medicamentos profilácticos (preventivos) para reducir el riesgo de NVPO. Hay varias medicinas que podemos recetar solas o en combinación, basados en el nivel de riesgo y la tasa de riesgo/beneficio de cada droga, porque, si, tienen efectos secundarios también. A veces podemos alterar el tipo de anestesia o las medicaciones usadas si el riesgo es significativo.

Hidratación. También tratamos de asegurarnos que está debidamente hidratado, especialmente si ha pasado un largo tiempo antes de la cirugía sin líquidos.

Cirujanos

Los cirujanos deben realizar la cirugía y no pueden hacer cambios significativos para evitar las náuseas y vómitos.

Medicamentos anti-náuseas. Los cirujanos pueden, si usted lo solicita, prescribir medicamentos anti-náuseas junto con los analgésicos que deberá tomar. Si usted es propenso a las náuseas y vómitos por los anestésicos, hay una gran probabilidad de que los narcóticos para el dolor lo enfermen, también. Así que pida a su cirujano en el pre-operatorio (antes de que pierda la conciencia) que le prescriba medicinas anti-náuseas.

Efecto secundario #3: Confusión

Cuando salen de la anestesia en la recuperación, la mayoría de las personas tienen una sensación profunda de confusión y desorientación. Toma un poco para que el cerebro despierte completamente, incluso después de estar consciente. La mayoría de las personas no recuerdan mucho después de que el sedante pre-operatorio se les da.

Sin embargo, algunas personas permanecen confundidos por días o semanas, o más, después de su cirugía y anestesia. Este es un campo de estudio activo en estos momentos, llamado Deterioro cognitivo postoperatorio (DCPO). Algo interesante que notar es que este efecto no ocurre solamente con la anestesia general. Así es, incluso pacientes que tuvieron otros tipos de anestesia que no debería afectar profundamente al cerebro han experimentado DCPO. Parece que otros factores, como el estrés de la cirugía y recuperación para el cuerpo, podría tener un papel.

En este punto sabemos que solo los pacientes mayores y pacientes con bajo estatus socio-económico tienen un riesgo más alto de DCPO. La investigación activa y diligente continúa tratando de identificar quién está en riesgo, por qué ocurre y qué se puede hacer para evitarlo.

Anestesia general

Anestesia general

Efecto secundario #4: Dolores Musculares

A menudo, si los dolores musculares acompañan a un dolor de garganta, los pacientes se preocupan de que tienen gripe o se les “pegó” algo en el hospital. Sin embargo, puede estar seguro que ambos son efectos secundarios relativamente comunes.

Los dolores musculares son un resultado de uno de las medicinas usadas para relajar o “paralizar” los músculos para facilitar la inserción del tubo para respirar y realizar la cirugía.

Las almohadillas de calefacción y el tylenol se pueden usar para aliviar los síntomas, si es necesario algo. Pregúntele a su cirujano antes de tomar medicamentos como la aspirina o el ibuprofeno, ya que pueden contribuir a la hemorragia de los sitios quirúrgicos recientes.

El dolor muscular y de articulaciones también puede ser un resultado de permanecer inmóvil en la camilla de operación por periodos extendidos de tiempo. A diferencia del sueño normal, su cuerpo no puede hacer ni ajustes de posición menores cuando está bajo la anestesia. Si tiene problemas pre-existentes de dolores y rigidez, dígale a su enfermera y anestesiólogo. Si no interfiere con la cirugía, es posible que puedan rellenar o apoyar esa área de manera diferente para tratar de ayudar.

Efecto secundario #5: Picazón

Un efecto secundario curioso de los narcóticos para el dolor (a menudo usados como parte de la anestesia) es la picazón. La mayoría de las personas se quejan de picazón en la cara, especialmente en la punta de la nariz. Algunas veces, las personas tendrán una picazón significativa por todo el cuerpo y creerán que están teniendo una reacción alérgica—y puede ser difícil ver la diferencia—pero la mayoría del tiempo es solo un efecto secundario.

Afortunadamente, el Benadryl puede tratar fácilmente este efecto secundario. Sin embargo, primero asegúrese que está bien tomar medicinas de venta libre con las prescripciones que le otorguen. En el hospital, los pacientes pueden obtener una medicina especial que bloquea el receptor responsable por la picazón pero no el alivio del dolor, que es aún más efectivo.

Los narcóticos se usan de forma rutinaria durante los anestésicos para bloquear los receptores del dolor y con frecuencia no se pueden evitar. Dígale a su proveedor de anestesia si ha tenido este efecto secundario molesto en el pasado.

Efecto secundario #6: Arrebatos emocionales

Un efecto secundario bastante curioso y común, aunque menos investigado, de la anestesia son las manifestaciones emocionales o los arrebatos después del despertar. Debe enfatizarse que estas manifestaciones de emoción no están bajo el control voluntario del paciente. Si tiene una de estas reacciones emocionales extremas, no será juzgado de ninguna manera. Sabemos que son los medicamentos.

Informacion sobre la anestesia

Informacion sobre la anestesia

Un joven puede despertar con un humor conflictivo y de “pelea”. Muy a menudo, su ocupación o trasfondo da pistas que este podría ser un problema. Con ciertos pacientes, particularmente esos en el ejército, la policía, o ex convictos, me aseguro de tener una medicación extra a la mano para calmar una reacción muy agresiva por la anestesia. Afortunadamente, la agresión del paciente se resuelve usualmente en menos de cinco minutos; a medida que despiertan, son capaces de “reorientarse” sobre dónde están y calmarse solos. Incluso cuando alguien está muy agitado, yo les doy un sedante menos del 10% de las veces y solo si siente que el paciente va a lastimarse o a otros (Una vez me dieron una paliza en el esternón, así que tengo el medicamento listo, ¡por las dudas!).

Las mujeres jóvenes son más propensas a caer al otro extremo del espectro. Las mujeres en la pubertad parecen más propensas a despertar tristes y llorando. Cuando despiertan lo suficiente para hablar, no pueden explicar por qué lloraban, y a menudo dicen que no se sienten particularmente tristes. Solo no pueden dejar de llorar. Si esto pasa, usualmente dura menos de 15 o 30 minutos.

Conclusiones finales

La anestesia puede sonar potencialmente aterradora y desagradable, pero tenga en cuenta que todos los medicamentos tienen efectos secundarios. Los tan poderosos, potentes agentes anestésicos ciertamente no son una excepción. Nadie, ni siquiera su anestesiólogo, puede predecir cómo se sentirá o qué efectos secundarios puede experimentar. Si se someterá a una cirugía, hable con la enfermera preoperatoria o el anestesiólogo (o ambos) sobre cualquier inquietud que tenga. Ellos podrán discutir todos los riesgos y beneficios con usted. Sin embargo, es probable que incluso con la posibilidad de efectos secundarios, aun así decida tener su cirugía.

Efectos Secundarios de la Anestesia General
5 (100%) 1 voto